El empleado, uno de los pilares más importantes de la empresa

Hoy tratamos la relevancia de que el trabajador se sienta integrado en la compañía para que se convierta en el mejor ‘embajador’ de la misma

El empleado, uno de los pilares más importantes de la empresa
En nuestro post anterior abordamos la importancia de la relación entre los departamentos de comunicación y los recursos humanos. En esta ocasión, volvemos a hacernos eco del estudio realizado por la Asociación de Directivos de la Comunicación para analizar la relevancia que tiene el trabajador en la imagen de la empresa que se proyecta en el exterior.

‘La reputación se construye en las interacciones que tienen nuestros colaboradores con los demás; si estos sienten que forman parte de la organización, serán los mejores embajadores de la misma’, declara Ángel Azolla, CEO de Corporate Excellence Centre for Reputation Leadership. Tal y como se pone de manifiesto en el decálogo sobre el que hablábamos en el otro post, el compromiso con los trabajadores desempeña un papel esencial en la compañía. El estudio, realizado por la Asociación de Directivos de Comunicación (Dircom), aborda un informe bajo el nombre ‘2017 Trends in Global Employee Engagement’, llevado a cabo por AON, del que se desprende que el nivel de compromiso de los empleados ha caído en los últimos años. Esta situación también se evidencia en la encuesta State of the Global Workplace, cuyos resultados desvelan que el 85% no demuestra una vinculación con la empresa. En el caso de España, la cifra se sitúa en un escalofriante 90%. Asimismo, las investigaciones resaltan que los trabajadores comprometidos con la entidad se preocupan más por su trabajo y están dispuestos a dedicar más tiempo y esfuerzo a su organización.

Otro estudio en el que se recogen conclusiones interesantes es el II Barómetro sobre la Gestión del Talento. Se trata de una investigación que ha corrido a cargo de la Organización Internacional de Directivos de Capital Humano (DCH) donde se incide en que el concepto de carrera profesional ha cambiado drásticamente. Así, se matiza que la permanencia de un trabajador en una empresa ha variado sustancialmente, ya que el índice de rotación actual se sitúa en 7 trabajos diferentes. El crecimiento en la empresa es uno de los aspectos más valorados por los integrantes de la organización, por lo que el abandono del puesto de trabajo suele responder a la falta de oportunidades, así como a la existencia de un líder que no permite crecer a nivel profesional a sus empleados.

En el estudio también se hace especial hincapié en que a los empleados hay que considerarlos como voces primarias de la entidad. Esto se debe a que son ellos quienes influyen en el resto de grupos de interés creando comportamientos como invertir, comprar, recomendar o trabajar. No hacerlo puede desembocar en la situación que plantea Jordi García Tabernero, director general de comunicación y relaciones institucionales en Gas Natural Fenosa: ‘uno de los principales factores de fracaso empresarial está en descuidar a las personas, la cultura y los valores corporativos’.

‘Las empresas quieren ser más humanas’. Esta afirmación procede de un estudio llamado Brand Purpose in Divided Times en el que se concluye: el propósito corporativo reside en la intersección entre la razón de ser de una empresa y las necesidades humanas que puede satisfacer. En cuanto a la felicidad, un tema que abordamos en nuestro blog con motivo del Día de la Felicidad, se alude a autores como Lyubomirsk y Devoto, que han ahondado en esta materia. Así, mantienen que la felicidad viene determinada en un 50% por la predisposición genética, un 10% por el entorno y un 40% por la actitud de la propia persona. En esta línea, el documento incita a promover la felicidad en el trabajo fomentando estados emocionales positivos en el entorno laboral debido a que las emociones se contagian y los ambientes favorables impactan en la productividad y el rendimiento.

En cuanto a la importancia de tener un alto nivel de compromiso y motivación, Jaume Giró, vicepresidente de Dircom, apunta que la felicidad solo se puede alcanzar si dotamos de significado al resultado, es decir, al trabajo realizado. Algunos expertos en recursos humanos y comunicación recalcan la importancia del trabajador como embajador de la empresa y en la relación tan estrecha que debe crearse entre comunicación y recursos humanos. ‘Debemos ser relevantes para todos nuestros públicos, no solo para los consumidores. Nuestros empleados necesitan sentirse parte de la organización’, sostiene Paolo Vasile, CEO de Mediaset.

Asimismo, el escritor y periodista José Antonio Zarzalejos mantiene que el trato que debe imperar en las empresas es el siguiente: ‘el nuevo humanismo empresarial no supone un regreso al paternalismo, sino a la responsabilidad y a la solidaridad, al entendimiento de la empresa como un proyecto poliédrico en el que la persona se constituye en el elemento esencial’. En este sentido, Jesús Domingo y Patricia Leiva, el director general de personas y organización y la directora de comunicación corporativa, relaciones institucionales y sostenibilidad en Mahou San Miguel respectivamente, matizan: ‘colocar a las personas en el centro de la estrategia es decisivo para impulsar una nueva forma de hacer empresa’.

Por su parte, Cees Van Riel, profesor de comunicación corporativa en la Rotterdam School of Management, declara que la ruta para la alineación interna se fundamenta en 3 pilares: información, motivación y formación. En cuanto a la información, subraya que las organizaciones deben comunicar a los empleados la estrategia global de la organización y explicar cómo impacta en sus actividades diarias, su carrera profesional y el futuro de la organización. Van Riel también resalta la importancia que tiene el impulso por parte de las entidades de programas dirigidos a motivar a los empleados. Por último, en relación a la formación Van Riel apunta que es crucial poner en marcha programas orientados a favorecer el desarrollo de las capacidades y habilidades de los empleados.

En definitiva, tal y como se extrae del estudio realizado por la Asociación de Directivos de la Comunicación, es esencial prestar atención a uno de los pilares básicos de la empresa: el trabajador. Sin duda, tal y como hemos comprobado en las conclusiones alcanzadas, todo aquello que viva dentro de la compañía, lo proyectará en el exterior.

Ana Serrano
FA comunicación