Profesionalización de contenidos en internet: No todo vale

¿Tienes claro cuál es el perfil profesional para gestionar contenidos en internet? Lo creas o no, no todo vale.

Profesionalización de contenidos en internet, no todo vale

No es un secreto que organizaciones de todos los tamaños se han dado cuenta de la necesidad de contar con presencia en las redes sociales. También de la importancia de generar contenidos de calidad y de interés para sus stakeholders así como de seguir una buena estrategia de comunicación. Sin embargo, el carácter novedoso de estas herramientas parece no haber determinado todavía cómo deben gestionarse esas estrategias y qué perfil profesional está preparado para hacerlo.

En primer lugar, un Community Manager debe discernir entre el uso particular y profesional que debe hacerse de las redes sociales. En ningún caso discrepamos de que la creatividad, empatía y presencia sean cualidades funcionales de este tipo de perfil profesional. No obstante, no debemos olvidar la formación que esto conlleva acerca del proceso y gestión de herramientas 2.0. Si bien un usuario comprende cómo gestionar sus perfiles para un uso privado y de carácter social, nada tiene que ver con la gestión que debe hacerse cuando se realiza en nombre de una organización. Hablamos pues, de dos usos distintos para dos realidades distintas. Un usuario no debe aplicar estrategias empresariales sobre sus cuentas personales ya que, incluso tratándose de técnicas de personal branding, su implementación no es la misma. En contraste, aquellos que piensan que una buena gestión de sus perfiles propios lo capacita para estar al cargo de cuentas de carácter profesional siguiendo las mismas técnicas, pueden conseguir un efecto completamente contraproducente y contrario.

Por otra parte, se incrementa la presencia de lo que se conoce como periodismo ciudadano (en el que son los propios habitantes quienes se convierten en informadores) haciéndose cada vez más hueco en los portales que se alimentan de noticias generadas por particulares. Los públicos parecen haberse acostumbrado a leer contenidos de aquellos que no tienen la formación específica para escribirlos y, por tanto, conformarse con la simplificación y la inexperiencia en detrimento del contexto, contraste y explicación. Imaginemos por un momento que un ingeniero se dedicara a construir puentes por todas las ciudades para que cruzáramos por ellos, ¿estaríamos dispuestos a atravesar un puente levantado por alguien que nunca haya pisado una facultad de Ingeniería? Entonces, ¿por qué fiarse de los contenidos redactados por un autor que tampoco tiene formación para ello?

La última vertiente que queremos abordar es la de creación de estrategias comunicativas, ya que cada organización es independiente del resto y las acciones llevadas a cabo en una no tienen por qué ser aplicadas a otra o funcionar. Desgraciadamente no existe un protocolo estándar para todos los profesionales. Por tanto, teclear “estrategias comunicativas o plan de comunicación” en un motor de búsqueda y copiar el resultado para tu organización, no implica garantía de éxito. Una mala gestión de las herramientas comunicativas puede llevar a una mala reputación y, corregir la forma en que te ven tus públicos es siempre mucho más costoso que invertir desde el primer momento en un plan comunicativo eficiente.

El manejo de las herramientas que pone a tu disposición la era de la tecnología trae consigo importantes oportunidades para generar la confianza que tu organización necesita, pero hacerlo bien no es tarea fácil. http://blog.facomunicacion.com/profesionalizacion-contenidos-en-internet/ http://blog.facomunicacion.com/profesionalizacion-contenidos-en-internet/ http://blog.facomunicacion.com/profesionalizacion-contenidos-en-internet/ http://blog.facomunicacion.com/profesionalizacion-contenidos-en-internet/Si además confías en el perfil equivocado de aquel que debe gestionarlas, puedes obtener como resultado que la imagen de tu organización tenga muchos altibajos. Por lo que una vez más, te invitamos a considerar qué es lo mejor para ti y quién puede dártelo.

Imagen: Community manager don’t grows on trees por Liz Azyan

Alejandro Galindo
FA comunicación